Óscar Guayabero
Área de Gráfico y Web
22 de Marzo de 2017

El humor gráfico, presente en casi toda la prensa escrita, es una magnifíca manera de radiografiar la historia de un país. Los humoristas gráficos a medio camino del cómic, la ilustración y la caricatura,  suelen tener las manos más libres que los redactores, y es que con humor la crítica es más aceptada.

En todo caso, repasar el dibujo humorístico es mostrar la mirada de ilustradores, diseñadores y grafistas sobre la actualidad. Eso es lo que hace la exposición “La política retratada” que se pude ver en el Palau Robert de Barcelona hasta el 11 de junio. Un repaso, comisariado por Jordi Torrents i Jordi Duró, de los mejores humoristas gráficos del país. Organizados en ocho ámbitos: Derechos y libertades; Fraude y corrupción; Seguridad y defensa; Nacionalismos; Política; Trabajo, salud, educación y vivienda; Economía y medio ambiente y Deportes, cultura y sociedad. También podemos encontrar los mejores autores del género,  des de los históricos: Forges, Cesc, Chumi Chumez, Perich o Mingote,  a la generación del cómic underground: Gallardo, Manel Fontdevila y la nueva generación de Javier Jaen, Juanjo Saez o Javi Royo.

Quizás la interface expositiva más interesante es un interactivo donde te proponen que le pongas fecha a un chiste gráfico situándolo en tres posibles momentos de la historia reciente. Tristemente parece que estamos en un círculo eterno y casi todos encajan tanto hoy en día como hace 30 o 40 años.