ESDESIGN
ESDESIGN - Escuela Superior de Diseño de Barcelona
09 de Junio de 2021

La movilidad urbana tiene cada vez más importancia en el diseño urbano. No solo de cara a la mejora de las comunicaciones en el interior de las ciudades para llegar de un punto a otro. También la tiene en el marco de la sostenibilidad. Hasta el punto en el que la movilidad sostenible está hoy en la agenda de ayuntamientos y corporaciones municipales de todos los tamaños, y todos quienes se forman para trabajar en áreas relacionadas con ella, como los estudiantes del Máster Online en Paisajismo del Entorno Urbano de ESDESIGN. Por diversos motivos, no solo por lo que parece apuntar su nombre en relación a la sostenibilidad y al cuidado del medio ambiente. También por muchas otras razones. ¿Quieres saber qué es la movilidad sostenible y por qué es una buena idea apostar por ella? Descúbrelo.

¿Qué es la movilidad sostenible?

La movilidad sostenible, también conocida como movilidad sustentable, es un conjunto de acciones y procesos relacionados con los desplazamientos, que están destinados a que el movimiento de personas y también de la distinta mercancía que se transporta se lleve a cabo con el mínimo impacto posible en el medio ambiente.

De esta manera, incluso las opciones de movilidad de que se disponga en ambientes urbanos y fuera de ellos contribuirán a la lucha que se está dando en la actualidad contra el cambio climático.

La movilidad sostenible tiene varias características que la distinguen de la convencional. Entre ellas, el fomento del transporte público frente al vehículo privado. Pero también, en caso de utilizar uno privado, el uso de combustibles alternativos. Por ejemplo, la electricidad, en coches y patinetes. Pero también se puede utilizar, al menos en trayectos cortos, y con frecuencia urbanos, un medio de transporte sostenible que no requiere combustible: la bicicleta. Tanto las privadas como las de los servicios de alquiler de bicicletas que hay en no pocas ciudades, ya sean municipales o prestados por empresas privadas.

¿Por qué es importante la movilidad sostenible?

La movilidad sostenible, a pesar de que en un principio donde causa más impacto es en el cuidado del medio ambiente, no tiene ese como su único aspecto beneficioso. Además, es importante por los siguientes motivos:

  • Facilita el cuidado de medio ambiente y la reducción de emisiones de gases contaminantes a la atmósfera.
  • Por el tipo de transporte que fomenta, y también por sus combustibles más utilizados, se trata de un tipo de transporte que también reduce la contaminación acústica. Es decir, produce menos ruido. Algo que sin duda se aprecia más en las ciudades, en las que suele haber más tráfico.
  • El uso de medios de transporte como la bicicleta supone un importante ahorro de dinero en transporte. Pero también el de otros vehículos como el de los patinetes y coches eléctricos. Y en el caso del transporte público, el uso de billetes de precio fijo y de abonos por periodos de tiempo concretos (una semana, 30 días, un mes, un año, etc.) contribuye también a controlar el gasto en transporte, que no variará aunque se cojan varios medios o se viaje varias veces en un mismo día.
  • La reducción del vehículo privado, así como el paso que se está dando hacia los vehículos que no funcionan con combustibles fósiles como la gasolina o el gasoil, es también beneficiosa para la salud. Al emitir menos gases contaminantes, se reduce la contaminación ambiental. Esto es más notorio en las ciudades, en las que suele haber bastante tráfico rodado. Y también bastante contaminación, dañina para la salud. Un menor grado de contaminación, algo que además se consigue también con un mayor nivel de uso del transporte público, hace por tanto menos daño a la salud.
  • El fomento del transporte público también lleva a un menor uso del privado. Como consecuencia se reducirán los atascos y el tiempo empleado en hacer desplazamientos. Por tanto, se ahorra tiempo.

 

Movilidad sostenible: 5 (buenas) razones para apostar por ella

 

¿Cómo es la movilidad y el transporte en una ciudad sustentable?

Las ciudades que cuentan con un sistema y unos planes de movilidad sostenible, entre otros planes que las convierten en ciudades sustentables, apuestan de manera decidida por el transporte público. Y dentro de este, específicamente por el que utiliza sistemas de combustible no fósil. Por ejemplo, por los autobuses eléctricos. También por el metro en caso de que sea posible, o el tranvía.

En estas ciudades también se dan facilidades a los ciudadanos que quieren desplazarse en medios de transporte como la bicicleta. Para ella suelen contar con una cantidad creciente de kilómetros de carril bici. Este tipo de carril, de uso exclusivo para bicicletas y, en determinadas localidades, también para patinetes eléctricos.

Sirve para que quienes quieran realizar sus desplazamientos dentro de la ciudad en bici puedan hacerlo sin el peligro que supone circular por la calzada con los coches. También sin molestar a los peatones por las aceras. En algunas localidades, las bicicletas también cuentan con un espacio reservado para detenerse delante de los coches en los semáforos, de manera que puedan reiniciar la marcha por delante de ellos cuando se pongan en verde.

En estas ciudades suelen existir diversos servicios de alquiler de bicicletas, eléctricas y convencionales. También espacios suficientes para estacionarlas convenientemente. Aparte, claro está, de una red de transporte público que cubra toda la ciudad, y con una frecuencia lo bastante reducida como para que las esperas no sean en absoluto prolongadas.

Pero las ciudades sustentables también se preocupan por los peatones. Y también porque los espacios por los que tienen que moverse sus habitantes sean agradables y cómodos. Así, los peatones contarán con espacios amplios para poder caminar, y aceras bien cuidadas y sin estorbos.

Los espacios abiertos en las ciudades también estarán cuidadosamente diseñados. Y contarán con muchos espacios verdes, con plantas y árboles. De esta manera también se contribuirá a mejorar la calidad del aire, y a reducir la contaminación. De paso, también sirve para que las ciudades sean más amables.

Estas ciudades también se preocupan por mostrar a sus habitantes las ventajas y beneficios de este tipo de movilidad. Y de fomentarla desde la escuela, adaptando a los escolares la explicación de la movilidad sostenible y promoviendo el uso de los vehículos y sistemas de transporte que la hacen posible. Así, al preguntarnos qué es la movilidad sostenible para niños, veremos que pasa, por un lado, por la explicación de la movilidad sustentable de manera que puedan comprenderlo aunque sean muy pequeños. También por la práctica de este tipo de movilidad. Por ejemplo, mediante excursiones cortas en bici, fomento del uso del transporte público para ir al colegio o incluso por el desplazamiento a pie al mismo.

Como puedes ver, las ventajas de la movilidad sostenible son múltiples. No solo para el medio ambiente. También llegan a la salud, al tiempo que se tarda en hacer desplazamientos e incluso a la economía. Pero esto es solo la punta del iceberg. Si quieres saber más sobre movilidad sostenible ¡no te lo pienses más y aprende todo lo que está relacionado con ella!