Esther Rico
Área de Espacios
11 de Octubre de 2017

Este hotel, bodega, restaurante huye del concepto típico rural ubicado en viñedos australianos; si empezamos por el nombre hace referencia a un ser mitológico mitad conejo mitad antílope. Esa es la base para este espacio: generar una realidad paralela, surrealista.

Huyen de los estereotipos, se refugian en elementos que aportan teatralidad y que buscan contar una idea. Quizás el hecho que su propietario no venga del sector hospitality, explique esta elección. Su formación en el sector cinematográfico, hizo que quisiera contar una historia diferente.

Un espacio en el que el negro es el rey, combinan  techos con neones y una marea de 10.000 botellas funciona como luminaria del restaurante. Pusieron un toque local, que no tradicional, en la elección del mobiliario; Zuster significa hermana en holandés y es que esta compañía de mobiliario bebe de la mejor artesanía australiana y de la visión de tres generaciones de origen holandés; en cuanto a los acabados encajan perfectamente con el interiorismo, puesto que se nutre de los mismos materiales: mármoles negros, dorados y piel.

Tienen 46 habitaciones, para desconectar mirando a los viñedos y los pinares. Pero lo que más me llama la atención son los espacios comunes, sobre todo los relacionados con el restaurante, bodega. Cómo si el proceso del vino fuera alquimia pura, generan un mural lleno de recipientes, donde parece crearse la magia que impregna este espacio.

https://zuster.com.au/

https://www.jackalopehotels.com/

http://www.carr.net.au/portfolio-categories/selected/#jackalope-mornington-peninsula       

http://fabioongaratodesign.com.au/

Fotos del estudio de diseño carr: 

Fotos de Sharyn Carins: