ESdesign
ESdesign- Escuela Superior de Diseño de Barcelona
01 de Febrero de 2019

¿Qué supone la comunicación de marca?

Supone una narrativa bien comunicada al cliente que va más allá del producto que quieren vender. Se puede tratar de una identidad que se crea al poseer el objeto, un estilo de vida que se lleva gracias a él o unos valores que se comparten con la empresa. No es algo tangible, pero es algo muy presente en el marketing actual. Las personas son activistas y defienden unas ideas. Las marcas también han de posicionarse a favor o en contra según su público objetivo. Y, además, sus productos deben apoyar ese storytelling para que la reputación sea buena.

Cómo evoluciona la comunicación de marca para llegar a su objetivo

La valoración de la comunicación de marca

Se valora por cosas como si está abierta al diálogo principalmente. Las empresas ya no solo lanzan información sobre sus productos a los usuarios, sino que tienen una idea que comunicar. Y a la vez, deben ser capaces de escuchar las demandas de los clientes y contestar a ello. Si la comunicación de marca es fuerte, los consumidores conocerán la marca por su forma de publicitarse en redes, les gustarán los anuncios que televisan, se informarán sobre la marca en Internet y la tendrán siempre presente al comprar un producto de ese tipo. Y un dato importante más: la publicidad se corresponderá con la percepción de la marca que la propia empresa quiere dar. No habrá una disonancia en la reputación.

En marzo del 2018, el OMD hizo un ranking valorando esta comunicación y en el top podemos apreciar a: El corte inglés, Ikea, Lidl, Apple y Cocacola (en orden).

Cómo evoluciona la comunicación de marca para llegar a su objetivo

La comunicación de marca y su evolución

Este proceso está en constante evolución. Que una empresa ofrezca un producto de calidad es algo que se presupone. Por eso, saber transmitir la idea de que la empresa en general es buena, tiene unos valores muy definidos y se diferencia y sobresale por encima de otras con la comunicación de marca. El diseño de los anuncios y la presencia en redes ha de estar muy pensada y bien trabajada, además debe ser siempre bidireccional. Cada día se forman más profesionales de los medios digitales y de la publicidad que saben como gestionarlo todo correctamente. Se premia a las buenas empresas que siguen esta estrategia demandada por los clientes y se castiga sin ventas a aquellas con un mal anuncio. Las empresas deben saber, no solo hablar, sino también escuchar lo que el cliente les pide para mejorar la visibilidad e imagen de marca.

Y, además, es imposible no jugar a esto. Las marcas que no tengan un branding fuerte y algo que comunicar quedan relegadas a un segundo plano. No se habla de ellas y no crecen. No establecen una identidad verdadera que el cliente recuerde. Quedarse en silencio en la actualidad no es una opción. Y la estrategia seguirá mutando y evolucionando.

En la Escuela Superior de Diseño de Barcelona ofrecemos el Máster en Branding y Comunicación de Marcas para aprender a gestionar e innovar en el terreno publicitario.