ESdesign
En ESdesign estamos a la vanguardia del diseño.
11 de Abril de 2018

Diseño de arte: materializa ideas creativas en el destinatario

¿Por qué materializar ideas creativas es tan importante en el diseño de arte?

Generalmente, cualquier obra de diseño o de arte transmite una idea. Sin embargo, no todas las ideas materializadas mediante el diseño de arte son creativas. Es aquí donde se encuentra la gran diferencia entre un buen diseño de arte, y un diseño de arte que se olvida fácilmente: la creatividad.

Actualmente, la creatividad está en todas partes y nos rodea constantemente. Especialmente si hablamos de diseño y arte, la creatividad es uno de los elementos clave para asegurar el triunfo. Seguro que alguna vez has escuchado la frase “hoy en día todo está inventado”. La creatividad consiste en encontrar una forma de transmitir y materializar una idea que parezca nueva, aunque tal vez la idea o mensaje no lo sea.

Si conseguimos realizar un proyecto de diseño de arte que materialice ideas creativas, no solamente estaremos más cerca del éxito; estaremos mucho más cerca de inspirar y sorprender al público.

Diseño de arte: materializa ideas creativas en el destinatario

¿Qué proceso debemos seguir en un proyecto de diseño de arte?

Definir unas normas o pasos a seguir en un proyecto de diseño de arte es, como en cualquier otra modalidad de diseño, algo complicado. En el diseño, así como en el arte, las normas no existen. Podemos seguir ciertos principios para asegurar el éxito de nuestros proyectos, pero no podemos definir una serie de bases que nos guíen en el momento de diseñar o crear nuestros proyectos. Sin embargo, en cuanto al proceso creativo, podemos hablar de estas fases.

Primer paso: la inspiración o investigación

Generalmente, el objetivo principal de cualquier proceso de diseño de arte es transmitir y materializar ideas creativas en aquellas personas que posteriormente observarán nuestro diseño o proyecto. Para cumplir este objetivo con éxito, deberemos rodearnos de creatividad. Al rodearnos de gente, edificios, arte, colores, dibujos y los diseños de los demás, conseguiremos adquirir nuestras propias ideas, para posteriormente transmitírselas a nuestro futuro público.

Segundo paso: identifica a tu público

Una vez tengas una idea, el siguiente paso en tu proceso de diseño de arte es identificar al público a quien quieres transmitirle tus ideas y creatividad. De este modo, podrás identificar los elementos a destacar en tu diseño; consecuentemente, podrás definir también las técnicas adecuadas para llevarlo a cabo. Solamente de este modo conseguiremos transmitir a nuestro público objetivo las ideas que tenemos en mente.

Tercer paso: sé creativo y crea

El tercer paso consiste en crear el diseño que tenemos en mente. Esto no siempre es sencillo, pero tampoco es complicado. Se trata de materializar aquella idea a la que hemos dado tantas vuelas y que hemos considerado tantas veces. Cómo lo hacemos será, precisamente, lo que definirá la creatividad, innovación e inspiración que transmite nuestro proyecto u obra de arte. Deberemos cuidar todos los detalles, sin olvidarnos de ninguno.

Nuestro Máster en Diseño y Dirección de Arte no solamente te enseñará a diseñar; también redefinirá tu concepto de diseño, arte y creatividad.