Óscar Guayabero
Área de Gráfico y Web
08 de Enero de 2018

Hoy os traigo una debilidad personal, el que es para mí uno de los juegos más bellos e interesantes de los que se pueden encontrar en teléfonos móviles, Monument Valley. En 2014 apareció primero para Apple Store y luego para Android un juego que no parecía seguir las normas de la mayoría, no hay prisas, ni héroes, ni enemigos, ni puntos, ni efectos especiales, ni stress.

Monument Valley es una exploración surrealista a través de una arquitectura fantástica y una geometría imposible. El jugado guía a la silenciosa princesa Ida a través de misteriosos monumentos, descubriendo caminos ocultos, aprovechando las ilusiones ópticas y burlando a los enigmáticos cuervos.

Inspirado por el arte de M.C. Escher, estampados japoneses y diseño 3D minimalista, cada nivel es una combinación artesanal única de rompecabezas, diseño gráfico y arquitectura. La música también acompaña ese viaje iniciático. Monument Valley introduce una nueva mecánica de juego sutilmente, permitiendo a los jugadores descubrir de manera intuitiva sus habilidades y las reglas del mundo surreal que nos proponen.

Cada pantalla de Monument Valley se ha trabajado cuidadosamente como diseño gráfico, para que cada uno pueda ser impreso y enmarcado. Neil McFarland, director de juegos en Ustwogames, dice: "Hemos centrado nuestra atención en el diseño del juego junto con muchas pruebas de usuario, y realmente esperamos que Monument Valley sea lo que la gente está buscando en este momento: un juego premium de la más alta calidad. Calidad artística que ofrece a los jugadores un viaje satisfactorio de principio a fin".

A finales del 2017 ha aparecido una segunda versión del juego. Fiel a su estilo, pero quizás sin el elemento sorpresa del primero, ha dejado un sabor agridulce. Pero parece que los desarrolladores del juego ya están incorporando mejoras.