ESdesign
ESdesign- Escuela Superior de Diseño de Barcelona
20 de Mayo de 2018

¿Cuál es el trabajo de un diseñador editorial?

¿En qué consiste la labor de un diseñador editorial?

Hay quien habla del diseñador editorial como de un tipo de periodista visual. Usan esta etiqueta aquellos que desean diferenciar el diseño editorial del marketing o del diseño de packaging. Estos últimos se dirigen a la promoción de un producto concreto o de una línea de ellos.

El diseñador editorial debe tener en cuenta que una publicación editorial puede apuntar en varias direcciones:

  • Entretener al lector
  • Ofrecer información
  • Formar, en el caso de libros de texto o enciclopedias
  • Comunicar
  • Dar cabida a todas las anteriores.

La comunicación, parte crucial del diseño editorial

Teniendo en cuenta todos estos objetivos de las publicaciones editoriales, el diseñador editorial debe, por encima de todo, ser capaz de comunicar. Debe hacer llegar una idea o concepto a través de la organización de palabras e imágenes. Su trabajo es sobre todo visual. El contenido ya lo han creado los redactores. El diseñador debe transmitir ese contenido mediante la técnica de la composición.

Otras funciones que debe cumplir el diseñador editorial

las publicaciones editoriales deben tener una personalidad propia. Encontrarla es labor del diseñador editorial, así como atraer la atención del lector y, además, retenerla.

La estructura de las publicaciones editoriales debe ser no solo atractiva, sino también clara. Esto también entra dentro de las funciones del profesional del diseño editorial.

¿Cuál es el trabajo de un diseñador editorial?

¿Cómo se lleva a cabo un buen trabajo de diseño editorial?

Como hemos dicho al hablar de otras profesionales relacionadas con el diseño, el primer paso para llevar a cabo un buen encargo en el mundo editorial es la comunicación con el cliente. Será él el que marque las directrices de lo que desea. Después, el diseñador editorial deberá:

  1. Elaborar un primer documento en el que quedan claras las instrucciones del cliente. Esta será la base del trabajo posterior.
  2. El documento deberá incluir el concepto o los conceptos que se quieren comunicar.
  3. En el caso de algún tipo de publicaciones, será de ayuda que el diseñador conozca el contenido. También que se familiarice con las tendencias estéticas de ese tipo de publicación.
  4. Selección de elementos gráficos que serán clave en el arte final.
  5. Trabajar en primer lugar con bocetos. Pueden hacerse a mano o con algún tipo de software que permite mover bloques de texto, formas e imágenes.
  6. Crear una retícula homogénea y escoger una paleta de colores adecuada para el tipo de publicación y su temática.
  7. Asegurarse de que el producto final es fácil de leer.

El diseño editorial se confunde en ocasiones con el diseño gráfico, pero es mucho más específico. Si deseas saberlo todo sobre esta atractiva e interesante rama del diseño, comprueba el plan de estudios de nuestro máster. Es el camino más corto para convertirse en un verdadero profesional.