ESdesign
ESdesign- Escuela Superior de Diseño de Barcelona
21 de Julio de 2019

La elección de las tipografías no es algo en absoluto de menor importancia, sino todo lo contrario. Elegir las mejores tipografías va a ayudarnos considerablemente en tener un alcance mucho mayor. Existe mucha psicología detrás de cada tipo de letra que se usa. 

Mejores tipografías si quieres transmitir seguridad en tus mensajes

¿Cuáles son las mejores tipografías que puedes usar en tu negocio o en tu empresa?

A la hora de decidirte por un tipo de letra u otro hay que considerar muy seriamente algunos aspectos que pueden ser altamente relevantes. Una mala elección de tipografía puede despertar en las personas que la ven sensaciones nada agradables y, lejos de atraerlos hacia ti, lo que hará es rechazarlos.

Principalmente, lo que debes considerar es cuál es la personalidad de tu marca. ¿Es una empresa "chapada a la antigua" con un concepto más bien tradicional o por el contrario es una empresa moderna y actual que pretende ser cercana y amigable con el usuario? No es lo mismo un despacho de abogados que quiere transmitir esa idea de negocio tradicional que una start up fresca y en la que prima la cercanía con su usuario. En base a esta diferenciación cada empresa escogerá las mejores tipografías para ellas mismas.

Las familias de tipografías. ¿Qué hay que saber acerca de ellas?

Básicamente, que cada una transmite una emoción. Por ejemplo, la familia de las Serif provienen de esos caracteres tallados en la piedra. Aquí encontramos muchas fuentes, y son los tipos de letras que nos parecen más formales. Son buenos para leer cuando tenemos textos más largos.

También encontramos las Sans Seriff o sin serifas (las terminaciones), originarias de la Inglaterra de 1820- 30. Se suelen utilizar mucho para el ámbito comercial, pues quedan bien en los embalajes o en etiquetas, así como para textos breves pero de gran tamaño, y para la pantalla son muy fáciles de leer. Transmiten seguridad, alegría o el ser modernos. En esta familia nos encontramos la Tahoma, la Helvética o la Arial.

Mejores tipografías si quieres transmitir seguridad en tus mensajes

Las fuentes manuscritas son las que parecen de caligrafía. Estas se suelen usar en casos concretos, pues a veces los trazos pueden ser bastante ilegibles. Esta tipografía sirve para transmitir afecto, un alto nivel de creatividad y elegancia, como lo hacen la Edwardian Script o la Gótica.

Hay otro grupo en la que la facilidad o dificultad de ser leídas no es un aspecto determinante. Hablamos de las decorativas. Esta es la familia con más tipos de fuentes diferentes. Suelen responder a necesidades de marca que quieren diferenciarse. Solamente hay que pensar en fuentes como las de Disney. Otras tipografías muy características son la Stencil, Pop Art o Art Nouveau.

Si te atrae la idea de ser capaz de elegir las mejores tipografías para la marca en la que trabajas, tienes que tener las herramientas necesarias. Por suerte, en nuestra Maestría en Packaging e Identidad Visual puedes conseguirlas.