Óscar Guayabero
Área de Gráfico y Web
23 de Abril de 2018

No hay duda de que las plataformas digitales han cambiado nuestra forma de relacionarnos con la televisión. El fenómeno de las series ha supuesto un campo de trabajo para creadores, directores, guionistas, actores, técnicos... y también para los diseñadores de los títulos de crédito.

Desde que Saul Bass creara la edad dorada de los créditos para películas de Hitchcock, Otto Preminguer o Willy Wilder, muchas cosas han cambiado pero sigue siendo la carta de presentación de una película. En las series, además esos créditos los vamos a ver en cada capítulo por lo que su presencia es aún más importante. Para ello, es necesario que cumplan tres objetivos principales: mostrar el mundo/ambiente/universo visual en el que la serie tiene lugar, representar la temática que pretende tratar, aunque sin desvelar demasiado y adentrarnos en el estado de ánimo/género asociado a la serie, nos insinúa si es comedia, drama, thriller, ciencia ficción, o la combinación de cualquiera de ellos.

Por esa razón es muy interesante observar como las diferentes plataformas están apostando por la calidad en los créditos de sus series. El nivel gráfico, el virtuosismo de los motion graphics, la música, la fotografía, etc, todo es de primera línea y en muchos casos, incluso superior a la calidad cinematográfica de las propia series que prologan.

Aunque la cosa ya viene de lejos, desde Twin Peaks, Los Soprano o Mad Men, justo ahora es quizás el momento más potente en cuanto a los créditos. Tanto si hablamos de HBO, Amazon o Netflix, el boom de las series nos trae de propina unos títulos de crédito fascinantes. Imagino que cada cual tendrá sus preferencias, aquí van algunos de los que a mí me han atrapado.

Empiezo por una que tiene como colaboradora una diseñadora valenciana, Ana Criado. American Horror History. Con claras referencias a Seven, la pieza maestra de Kyle Cooper el director de estos créditos, combina art nouveau y terror victoriano. Una tipografía muy adecuada y el clásico pánico al sótano. Una combinación entre motion graphics y una dirección de fotografía espléndida.  http://www.artofthetitle.com/title/american-horror-story/

Angus Wall y el estudio Elastic firman el que a buen seguro pasará a ser unos de los créditos clásicos con el tiempo, Juego de Tronos. El equipo de Angus Wall trabajó seis meses en la intro, pero la primera conversación que se tuvo sobre el tema fue dos años antes del estreno de la serie. Dan Weiss y Dave Benioff habían escrito en el guion original del piloto que en los títulos de crédito un cuervo volaría de Desembarco del Rey a Invernalia y Elastic ideó algunos bocetos en torno a esa idea. Sin embargo, cuando se rodó el piloto, vieron que era todo demasiado confuso para el espectador y pidieron a Elastic que idearan pequeños mapas para mostrarlos a modo de presentación cuando la acción se fuese trasladando de un sitio a otro. Creación 100% digital muy bien hecha. Como detalle, a medida que la serie avanza, en la pieza de cada temporada, se van modificando ciertos elementos de las localizaciones que se muestran en el mapa. http://www.artofthetitle.com/title/game-of-thrones/

Patrick Clair, también miembro de Elastic es una de los creadores más solicitados para series. Halt and Catch Fire o The Crown son dos buenos ejemplos. Pero quizás la más emblemática sea la pieza creada para True Detective. La mezcla entre paisajes desolados y personajes complejos se percibe perfectamente en los créditos. Un trabajo excelente que le valió un premio Emmy en 2014. Clair afirmaba que como el fuego es importante en la serie, tenía sentido construir de la luz a la oscuridad y finalmente quemarlo todo. Y acertó de lleno, el estilo de estos títulos de crédito se hizo tan famoso, que le salieron imitadores por todas partes. http://www.artofthetitle.com/title/true-detective/

El ejercicio de nostalgia freak de los 80' que nos propone Stranger Things no sería lo mismo sin esos créditos tan característicos. Cuando los hermanos Duffer hablaron por primera vez con la directora creativa de Imaginary Forces, Michelle Dougherty, hicieron referencia a los famosos títulos ochenteros de Richard Greenberg como Los Goonies, The Dead Zone, Altered States…y las portadas de libros de Stephen King que habían leído de niños. A esto le añades la pieza musical compuesta por Kyle Dixon y Michael Stein, dos de los miembros del grupo SURVIVE, que parece sacada de una de las bandas sonoras de John Carpenter, y el resultado no puede ser más efectivo. Tanto es así que el logo de la serie se ha hecho icónico, en camisetas, memes y merchandising diverso. http://www.artofthetitle.com/title/stranger-things/

La directora Michelle Dougherty es otro de los nombres propios, aparte de Strange Things sus últimos trabajos le han dado un prestigio que sin duda merece. Por un lado tenemos Marvel’s Jessica Jones, que acaba de llegar, pero sobre todo, a mi entender, está la gran obra de Vinyl, una serie ambientada en los 70’ con el amanecer del punk, el hip hop y la música disco de fondo, cuenta las desventuras de una pequeña discográfica. Unos créditos crudos, en blanco y negro que ayudan a entrar en el mundo sórdido y a la vez del “sexo, droga y rock’n’roll. Un trabajo excelente para una serie que a pesar de estar auspiciada Mick Jagger, Martin Scorsese, Terence Winter y Rich Cohe no ha tenido ni la fortuna ni la continuidad que merecía. ¿Incluye un velado homenaje a Herb Lubalin en su logo? http://www.artofthetitle.com/title/vinyl/

La lista sería interminable porque, como decía, tanto en cantidad como en calidad, estamos en un momento dulce en cuanto a la creatividad de los títulos de crédito. Si hay un buen lugar para poder disfrutarlos, además de viendo las series, es en la web http://www.artofthetitle.com os recomiendo entrar y trastear buscando autores o series que os gusten. Hay mucho y muy bueno y en cada caso se incluye información de quien los ha creado con entrevistas, información técnica, etc.