Óscar Guayabero
Área de Gráfico y Web
27 de Marzo de 2018

Miguel Chevalier (1959) es un artista mexicano experto en video proyección que desde 1985 reside en París, Francia. Desde 1978, Chevalier se ha centrado exclusivamente en los ordenadores como su único medio de expresión artística. Podría decirse que hoy es uno de los creadores más prestigiosos en este ámbito. El trabajo de Chevalier se centra, a menudo, en crear entornos inmersivos a través de creaciones digitales.

Ahora, este creador presenta “Abismos digitales”, una exposición de más de 3.500 metros cuadrados que incluye diez instalaciones de inmersión, así como una serie de gabinetes de curiosidades que contienen más de 100 obras nuevas. Tomando los espacios monumentales de una base para submarinos en la ciudad de Burdeos. La exposición explora el mundo submarino a través de una serie de instalaciones de arte digital para suscitar preocupaciones sobre la fragilidad de estos ecosistemas y resaltar la necesidad de preservar la biodiversidad de los océanos.

Inspirado en el gran fondo oceánico que ocupa dos tercios del planeta, el artista, pionero del arte virtual y digital, continúa su exploración de la naturaleza a través del tema de la flora y fauna submarina (algas , plancton, corales ...). Un viaje poético y metafórico que muestra el vínculo entre la naturaleza y el artificio que hoy coexisten y se enriquecen mutuamente.

En resonancia con el lugar, a la vez mineral, acuático y vegetal, la exposición invita a los visitantes a penetrar en el corazón de lo desconocido a través de diversas instalaciones que buscan recrear las condiciones de una simbiosis entre el hombre y esta naturaleza acuática reinventada. Durante un paseo entre el sueño y la realidad, los visitantes se sumergen en un universo extraño, imbuido de misterios, territorio extraordinario para la imaginación.

Dividida en seis partes, la exposición comienza con cuatro gabinetes de curiosidades, un montaje que revisita la tradición centenaria de lugares donde se coleccionaba y presentaba una multitud de objetos raros, novedosos o extraños, como conchas, fósiles o obras de arte. Los gabinetes de la exposición consisten en esculturas impresas en 3D, videos, impresiones digitales, pinturas de resina de dacryl, cortes láser inspirados en la flora y fauna submarina. más adelante, las instalaciones interactivas que llevan títulos como el Nuevo Atlantis y El bosque de algas marinas reconstruyen digitalmente diversas referencias al mundo submarino.

Vale la pena mirar el vídeo de la exposición para hacerse a la idea de la dimensión de la instalación: https://vimeo.com/260743678